Page 5 - noticiaswi
P. 5


Octubre 6 de 2018 350 Año 14 5


El secreto para volverse

inmune a las picaduras

de mosquito


Cuando de pasar un día al aire libre se trata, pocas cosas resultan más fastidiosas que
los mosquitos. Si eres de esas personas que parecen ser “apetitosas” para este tipo de insectos
picadores y quieres dejar se serlo, existe una solución: volverse inmune. Lo malo es que esto
implica muchas más picaduras en tu piel.
Una reacción alérgica
La gente que durante toda su vida han vivido en regiones tropicales aparentemente
gozan de inmunidad contra las molestas perforaciones. Pero no es que los mosquitos no les
piquen, es que su piel no reacciona con infl amación y picor como sí lo sufres tú.
La razón de esas molestias obedece a una reacción inmunitaria del organismo, en
este caso, a una alergia. La saliva de los mosquitos provocan un reacción de nuestro cuerpo
que activa el sistema inmunológico y libera histamina, haciendo que se infl ame el área de piel
que rodea la picadura.
Y al igual que ocurre con otros tipos de alergias, esta también tiene tratamiento. La
mala noticia es que para ello solo existe una forma de alivio: dejarse picar de los mosquitos
muchas veces, tantas como para que el sistema inmunológico se convenza de que ya no vale
la pena seguir reaccionando a las picaduras.
¿Cuántas picaduras de mosquito son necesarias?
Cientos por semana. Durante un experimento consiguieron que un voluntario per-
diera la hipersensibilidad a las picaduras de mosquito luego de seis meses continuos permi-
tiendo ser picado cientos de veces. No hay certeza sobre la efi cacia y duración de este “trata-
miento” en otras personas. Tampoco se sabe si se trata de una solución permanente o, al dejar
de ser picado, se presente nuevamente la reacción alérgica. Eso sin contar con la posibilidad
de contraer enfermedades infecciosas que transmiten ciertas familias de mosquitos.
Volverse inmune a las picaduras de mosquito es posible a largo plazo, pero suele
manifestarse solo en personas que llevan años habitando en lugares con mosquitos y única-
mente aplica a las especies locales de esa región del mundo.
En cuanto a los avances científi cos sobre procesos de inmunización específi cos con-
tra picaduras de mosquito (sin someternos a miles de ellas), ya se encuentran realizando
pruebas clínicas y seguramente no tendremos que esperar mucho tiempo para tener disponible
este tipo de inmunoterapia. Por ahora será mejor continuar usando las lociones repelentes.


La razón por la que las agujas

del reloj giran hacia la derecha

en lugar de a la izquierda


Quizás nunca te hayas detenido a analizarlo, incluso, hoy es un parámetro tan global
que parece que siempre ha sido así. No obstante, la convención moderna que determina el
sentido de las agujas del reloj, al referirnos al sentido horario, no es una preferencia de diseño
al azar.
De hecho, podríamos decir que se trata de un acondicionamiento directo del reloj del
sol, uno de los primeros relojes de la historia. Al hablar de este último concepto nos remitimos
a los denominados cuadrantes solares, instrumentos que eran empleados desde tiempos muy
remotos con el objetivo de medir el paso del tiempo.
Reloj de sol en St. Rémy de Provence.
¿De qué manera? Por medio de la sombra que generaba el Sol sobre una especie de
aguja conocida como gnomon, al mismo tiempo sobre una plataforma circular o cuadrante en
el que se delineaba una escala que hacía ver la posición del Sol cuando se movía en el día.
Aquello, en el hemisferio norte, quería decir que la sombra se desplazaba (aplicando
una analogía con la brújula) de norte a este, después al sur, al oeste y así de forma cíclica
conforme al viaje del Sol.
Una vez comenzaron a aparecer los relojes mecánicos, su diseño se hizo para mov-
erse de forma similar sencillamente porque era a lo que la gente se había acostumbrado. Con
lo cual surge un interrogante que quizás estés pensando: ¿los relojes se moverían entonces en
la dirección contraria si se hubiesen basado en relojes del sol en el hemisferio sur?
La respuesta es sí. Por debajo del ecuador los relojes solares giran en sentido opuesto
a las agujas del reloj, y de haberlos usado como ejemplo estaríamos viendo la hora de una
manera completamente distinta a la actual.
   1   2   3   4   5   6   7   8   9   10